Dos cadenas de terno grana y plata

Dos cadenas de terno grana y plata

despiertan hoy de oro su rechinar;

mientras septiembre se torna a «abrilear»

trasiega ya la Puerta de escarlata.

Bajando pues la dulce escalinata

se empeña la Señora en contemplar

tal rostro de magisterio ejemplar:

el bético fluvial ya lo constata.

Con aros se engalana el bello puente;

la torre más hermosa y su mantilla,

ellas palpando el añorado ambiente.

De luces deja un rastro la cuadrilla,

y a expensas de señal del presidente

ya se oyen los clarines en SEVILLA.

Romero Salas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here