Luis David se lleva la tarde en Pamplona

0
248

Tarde de debut en el coso de la Misericordia de Pamplona, en las manos del navarro Javier Marín y por la vía de la sustitución el hidrocálido Luis David que hacía el paseíllo por el lesionado Román. Abría la tarde el extremeño José Garrido.

Polvareda tremenda la que tuvo que aguantar el espada que abría plaza y el respetable al no regar el rudo por la previsión  de lluvia, que no llegó a la hora esperada. Arrancaba la tarde el extremeño José Garrido ante un astado con muchos pies, al que no se le podía perder la cara ni un segundo. Estuvo Garrido presto y ágil en el manejo de la telas para conducir la embestida incesante del de la Palmosilla. Enjareto una faena de poder y querer que llegó a los tendidos. Los molinetes de rodillas de inicio de faena llegaron con fuerza a las peñas, lástima el uso de los aceros que emborronaron un posible trofeo.

El cuarto de la tarde de bonita lámina, también le jugo bien los brazos Garrido en el recibo capotero, dejando un buen sabor de boca. Faena de mucho ajuste con enormes ganas de agradar, dejándolo todo en su paso por Pamplona, que volvía a dejar en una ovación por el uso de los aceros.

Llegaba a Pamplona el mexicano Luis David por la vía de la sustitución para ocupar el puesto de Román, y se llevó la primera oreja de la tarde, variado con el capote, los quites por zapopinas y en su faceta de rehiletero, lo dejó todo en el ruedo pamplonica para agradar a los aficionados que una tarde más llenaban a rebosar las gradas. Faena de mucho mérito a un toro que pedía firmeza y no perderle la cara, se le vio solvente y con mucha confianza. Las manoletinas finales sin la espada, abrochaban una faena previa a una estocada algo desprendida que le ponía el primer trofeo de la tarde en sus manos.

Correoso, pegajoso y con muchos pies estuvo el quinto de la tarde que no daba tregua entre tanda y tanda a Luis David. Por el pitón izquierdo cazaba moscas y a poco que te descuidaras estabas cogido. En redondo precisaba mucho mando y llevarlo muy empapado en la muleta, no permitía equivocarse y no estar colocado. Reponiendo constantemente, las tandas se antojaban desiguales y con escaso calado. Pinchazo y estocada para cerrar su tarde.

El debut como matador de toros de Javier Marín en Pamplona, no fue el mejor de lo deseado por el navarro, su toro titular pasaba de vuelta a chiqueros tras ser devuelto y salía un sobrero pesador y con edad que no se lo puso nada fácil. Las carencias del joven torero, la falta de rodaje y los pocos compromisos anteriores se evidenciaron en su lidia, que por momentos se le hizo cuesta arriba. Lo intento pero su antagonista no estaba por la labor, más complicado por el pitón izquierdo. La rúbrica tampoco fue la mejor y el verduguillo tuvo presencia para finiquitar su primer compromiso en la feria del toro.

El cierra plaza más abierto de sienes y grandón se quiso ajustar con el Javier Marín en el recibo capotero para quedarse con el tercio. Garrido ajustó su quite para cerrar su tarde en Pamplona. Por doblones inició su faena Marín queriendo llevarse un buen recuerdo de su paso por la feria del toro. No se lo pondría fácil su antagonista que amagaba, se revolvía en una loseta y a la primera de cambios lo cazaba sin consecuencias. Quería justificar su presencia en el cartel, pero no era el mejor astado para la hazaña. Habrá de ser en otra ocasión con más bagaje. Los aceros no viajan certeros y preciso varios encuentros.

Información Elena Odriozola y galería Libertad Rodríguez

Ficha del Festejo

Toros de La Palmosilla, (3ºbis) de la misma ganadería, de juego correoso.

José Garrido, silencio / ovación

Luis David, oreja / ovación

Javier Marín, silencio / silencio tras aviso

Incidencias.- Lleno en los tendidos en tarde que amenazaba agua.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here