Pepín Liria, oreja y susto en Pamplona, vídeo

0
798

Volvía a Pamplona el diestro de Ceheguín, Pepín Liria por sus veinticinco años de alternativa, a punto estuvo de abrir la puerta grande en el cuarto de la tarde, donde se llevó un tremendo susto. Sus compañeros de cartel, El Juli y Ginés Marín, no tuvieron la misma fortuna.

Pepín Liria venía a Pamplona dispuesto, entregado y con unas enormes ganas de darlo todo en cada lance, no se guardó nada y lo expuso todo, se llevó el triunfo y el susto de la tarde. Brindo su segundo toro a Juan Ruiz, hijo del maestro Espartaco y fue en este toro donde se vivió la faena más emotiva de la tarde, arrollador en su inicio le busco las vueltas a su antagonista para robarle tandas en redondo, su antagonista no estaba por la labor y busco las tablas y allí se fue Pepín para rematar su faena, se vio sorprendido y fue prendido en una voltereta que asusto a propios y extraños, pensando que fue calado al lanzarlo por los aires tras la cornada que le desgarró la taleguilla, se repuso y volvió a la cara para rematar con una estocada que hizo asomar los pañuelos con una petición mayoritaria a los gritos de Pepín, Pepín, el presidente no atendió la petición y solo concedió un trofeo.

En su primero dejo retazos del buen toreo que atesora.

Tras un año de ausencia llegaba a Pamplona El Juli, no tuvo los enemigos de prestancia y a pesar de su capacidad para la lidia no obtuvo el premio de la embestida que propiciara el más mínimo resquicio para el triunfo.

La segunda tarde de Ginés Marín, no mejoró la del día anterior, hubo de lidiar hasta tres toros al ser devuelto el sexto por descoordinación. Estuvo toda la tarde decidido, tanto en el recibo de capote, como en los quites. La franela dejó ver tandas en redondo y al natural del primero de su lote, algo que no fue posible en el sexto bis. Un paso por Pamplona en dos tardes que no fue la que se esperaba del extremeño.

Ficha del Festejo

Toros de Victoriano del Río, de juego variado.

Pepín Liria, silencio / oreja con fuerte petición de la segunda

Julián López “El Juli”, silencio / ovación tras aviso.

Ginés Marín, silencio tras aviso / silencio.

Incidencias.- Lleno en los tendidos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here